sábado, 28 de marzo de 2009

El hospicio de Santo Tomás de Villanueva


Casa de los misioneros agustinos con rumbo a Filipinas


"...estamos en presencia de una construcción de dos pisos, que combina hábilmente el tezontle con la chiluca y que prolonga las jambas de sus vanos hasta las cornisas de ambos niveles. Pero lo más interesante es el nicho central de la portada: sobre una cornisa rota que se resuelve en roleos, se abre el nicho trilobulado que alberga la escultura de Santo Tomás de Villanueva. La cornisa, el nicho y el remate lucen una profusa decoración (...) Es, pues, una construcción de estilo barroco de fines del siglo XVII".

Martha Fernández. Excelsior. La Cultura al Día. Jueves 31 de octubre de 1985.


Publicar un comentario